Cómo ahorrar energía en Aire Acondicionado con placas solares - Ecocosas

Cómo ahorrar energía en Aire Acondicionado con placas solares

Realizar una instalación fotovoltaica asociada a nuestro aire acondicionado es una excelente idea siempre que se lleve a cabo con toda la información y de la mejor forma para optimizar la producción solar y el uso de aire acondicionado, lo cual no debería ser un gran problema porque justo a las horas de más calor es cuando más produce un sistema fotovoltaico.

Debemos tomar en cuanta cosas como el tipo de aire acondicionado y como hacer la instalación de paneles solares para el aire acondicionado.

Cómo ahorrar energía en Aire Acondicionado con placas solares 1

Comparación de unidades de aire acondicionado

Las unidades de aire acondicionado se dividen en tres grandes categorías:

  • Central o para toda la casa (con conductos)
  • Unidades insertadas en la ventana o en la pared (autónomas)
  • Unidades de dos etapas (con una unidad primaria interior y el compresor fuera de la casa) comúnmente llamado Split.

La unidad central es una gran unidad exterior, que se canaliza para distribuir el aire frío (o caliente) por toda la casa a las distintas habitaciones.

Las unidades de ventana o de pared están diseñadas para encajar en el espacio de una ventana y tienen el compresor y la unidad de distribución combinados. Estas unidades están diseñadas para enfriar (o calentar) espacios cerrados y definidos, como los dormitorios.

Las unidades divididas de dos etapas son una combinación del tipo de unidad central (con un compresor exterior separado y una unidad interior de distribución o cabeza, montada en una pared). Estas unidades, al igual que las de ventana, están diseñadas para enfriar (o calentar) espacios cerrados y definidos, como los dormitorios.

Cómo ahorrar energía en Aire Acondicionado con placas solares 2

Cada una de estas unidades tiene ventajas y desventajas para los propietarios de viviendas, en cuanto a sus funciones y coste de uso. La preocupación es cómo reducir el coste de uso. En otras palabras, cómo utilizarlos de forma más eficiente y, por tanto, reducir la carga de la red eléctrica o del sistema solar. Menos kWh = un sistema solar más pequeño y/o una factura eléctrica más baja (y emisiones de carbono).

Los propietarios de viviendas pueden marcar una diferencia sustancial en el tamaño del sistema solar que necesitan realizando algunos cambios clave en el tipo de aire acondicionado utilizado y en la forma en que se utiliza. Estos cambios pueden (en algunos casos) reducir las necesidades del sistema solar en más de un 50%. Lo normal es una reducción del sistema del 20 al 30%.

Eficiencia de la unidad de A/C

Las unidades de ventana son las menos costosas y las más fáciles de instalar (generalmente no se necesita un instalador de aire acondicionado). Sin embargo, son, con mucho, las menos eficientes. En la medida de lo posible, estas unidades deberían sustituirse siempre por modelos de alta eficiencia.

Las unidades split de dos etapas vienen en muchos tamaños y tienen tres configuraciones básicas:

Sin inversor o estándar

Inverter de una etapa y

Inversor de dos etapas

Las diferencias de eficiencia entre estas tres son sustanciales. Cuando se instalan y utilizan correctamente, el inversor y el inversor dual pueden ahorrar al propietario miles de kWh al año, en comparación con el tipo de aire acondicionado sin inversor. La clave está en comprender la tasa de consumo de energía por hora de cualquier unidad de aire acondicionado frente a la producción media por día de un sistema solar.

Es sencillo: una unidad de aire acondicionado estándar ineficiente utilizará hasta 4 veces la energía de una unidad de aire acondicionado de doble inversor de tamaño comparable.

Lo mejor es que (en muchos países) el coste de una unidad de aire acondicionado con doble inversor puede ser inferior al coste de 2 o incluso 3 paneles solares instalados en su casa.

Esto significa que puede hacer funcionar su aire acondicionado durante más tiempo con el mismo número de paneles, o puede instalar un sistema solar más pequeño. A veces mucho más pequeño.

Conservar la energía con las unidades de aire acondicionado de alta eficiencia es aún más importante en las zonas que tienen tarifas variables para el consumo de energía en función de la hora del día.

En estos casos, lo más probable es que las unidades de aire acondicionado funcionen en las horas de tarifa máxima, mientras que el sistema solar produce energía en las horas de tarifa más baja del día.

Formas de uso para reducir los costes de funcionamiento del aire acondicionado

Las unidades de aire acondicionado están diseñadas para enfriar una casa o una habitación, pero tienen límites.

Cuanto más calor haga en el exterior y más fría quiera la habitación, más tendrá que trabajar la unidad para alcanzar la temperatura deseada. Por lo general, las unidades de aire acondicionado deben ajustarse a un máximo de 5 grados por debajo de la temperatura exterior.

Si la temperatura es inferior, la unidad trabajará mucho más para alcanzar la temperatura y permanecer en ella, o bien trabajará al máximo, tratando continuamente de alcanzar la temperatura deseada. Por ejemplo: Si la temperatura exterior durante el día es de 31, obtendrá los mejores resultados ajustando la unidad de aire acondicionado entre 26 y 28. Por debajo de 26, la unidad desperdiciará energía tratando de mantener la habitación o la casa fresca.

Cuanto más se acerque a la temperatura máxima, menos energía consumirá la unidad de aire acondicionado para alcanzar esa temperatura y mantenerla. Intente ajustar el aire acondicionado a un mínimo de 24 grados en verano y a un máximo de 20 en invierno.

Este es un truco para conseguir un ajuste más alto del aire acondicionado. Ajustar el aire acondicionado un grado más alto cada semana o dos, le permitirá aclimatarse al nuevo ajuste más alto mucho más fácilmente que aumentar el ajuste de 22 a 27 de un día para otro.

Hay muchas cosas que se pueden hacer con la envoltura del edificio. El calafateo de puertas y ventanas para evitar la entrada de aire caliente es una forma barata de reducir el uso del aire acondicionado.

Además, la instalación de barredores de puerta y/o el uso de serpientes de puerta (tubos cosidos de tela rellenos de bateo) en la parte inferior de la puerta, detendrá la pérdida de aire frío por debajo de las puertas hacia el exterior y se pueden utilizar en las puertas interiores, al enfriar un dormitorio u otra habitación.

Enfriar la casa por zonas. Al utilizar cualquier tipo de aire acondicionado, puede practicar la refrigeración por zonas. Enfríe sólo las habitaciones que esté utilizando. Deje las habitaciones desocupadas sin refrigerar. Además, cuando enfríe una habitación, cierre la puerta (parece obvio, pero algunas personas….).

Otro truco consiste en apagar el aire acondicionado de la habitación en la que se encuentra, aproximadamente una hora antes de retirarse. A continuación, encienda el aire acondicionado de la habitación, dentro de los parámetros indicados anteriormente. Durante la siguiente hora, la habitación en la que se encuentra se calentará y usted también, pero no hasta el punto de que lo note realmente. Sin embargo, cuando se vaya a la cama, se sentirá fresco y cómodo.

Con la tecnología actual, es posible programar el aire acondicionado con temporizadores o utilizar el teléfono para controlar el aire acondicionado. Esto le permite apagar el aire acondicionado cuando sale de casa y tenerlo programado o volver a encenderlo a distancia, de modo que la casa esté preenfriada cuando llegue. También puede hacer esto mientras el sol está todavía fuera y aprovechar los paneles solares que proporcionan la energía.

Cómo ahorrar energía en Aire Acondicionado con placas solares 3

Un último punto, o dos. Los ventiladores de techo utilizados junto con el aire acondicionado. No debe utilizar los ventiladores de techo cuando el aire acondicionado esté en funcionamiento. Las unidades de aire acondicionado están diseñadas para soplar aire frío hacia abajo en la habitación, forzando al aire caliente a subir más rápidamente y ser capturado y expulsado por la unidad de aire acondicionado.

Un ventilador de techo interrumpe este flujo de aire natural, soplando el aire caliente hacia abajo para mezclarlo con el aire frío. Esto hace que la habitación esté más caliente y que el aire acondicionado funcione durante más tiempo y con mayor intensidad. En su lugar, utilice un ventilador personal que sople horizontalmente. Estos soplan el aire frío directamente sobre usted y utilizan mucha menos energía que un ventilador de techo.

Utilice el ajuste de deshumidificación o de gota de lluvia en la unidad remota. Si se encuentra en una región tropical o en la costa, este ajuste es imprescindible. Este ajuste recircula el aire de su casa y elimina la humedad. Utiliza menos energía para hacer esto que para enfriar la habitación, sin embargo, la habitación se sentirá unos 5 grados más fría.

Combinando el uso de equipos energéticamente eficientes con cambios en los patrones de uso y sencillas modificaciones en su hogar, reducirá sustancialmente la energía que consume. Esto tendrá un efecto beneficioso para su bolsillo, reducirá el tamaño del sistema solar que necesita y será beneficioso para el medio ambiente.

Equipo solar idóneo para el aire acondicionado

Habiendo tenido en cuenta todo lo anterior debemos buscar un proveedor fiable que pueda calcular el equipo que necesitamos también es interesante que el mismo cuente con baterías para almacenar excedentes de energía que podemos usar en las horas nocturnas.

En general un equipo con inversor de unos 3000 Watts y una generación de 1300 Watts en placas o más ya sería suficiente para mover un equipo moderno de aire acondicionado de tipo inverter ahora bien todo dependerá de nuestra zona geográfica y de que tan bien se instalan las placas en cuanto a orientación, sombras que puedan afectar y demás por lo que siempre recomiendo asesorarse con un especialista que pueda garantizarle el mayor retorno por su inversión.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *